Asanas de yoga para obtener energía instantánea

¿Qué vas a leer?

La vida loca y agitada que todos llevamos hoy en día drena toda nuestra energía y nos deja cansados y sin vida. Incluso después de despertarnos por la mañana, nos sentimos aletargados, lo que nos lleva al agotamiento mental y físico. Muchos recurren al té, al café o a los dulces, pero hay una alternativa mucho más saludable a todo ello.

Practica el yoga para energizar tu cuerpo y tu mente. Una mañana enérgica te hará infatigable el resto del día. Así que empieza tu día con estas mejores asanas para la energía.

  1. Ujjayi Pranayama

Ujjayi Pranayama, o respiración limpiadora frontal, es el yoga más efectivo para conseguir energía instantánea. Despierta y mueve la energía a través de tu cerebro y revitaliza tu cuerpo generando calor y ritmo.

Pasos de Ujjayi:

Ujjayi

  • Siéntate en una esterilla de yoga en una postura de meditación cómoda.
  • Cierra los ojos y relájate.
  • Inhala profundamente por las fosas nasales y expande completamente el pecho.
  • Expulse la respiración mediante una potente contracción de los músculos abdominales y continúe con una exhalación enérgica y una inhalación pasiva. No se esfuerce.
  • Relájese y respire profundamente.
  1. Ustrasana o postura del camello

La Ustraana o Postura del Camello es una postura intensa para la espalda. Entre las posturas de yoga para la energía de la mañana, la ustrasana da un gran impulso de energía y mejora la flexibilidad de la columna vertebral.

Pasos de la Ustrasana:

  • Arrodíllate en tu esterilla de yoga con los pies separados a la anchura de las caderas y los hombros alineados con las rodillas.
  • Inhala y camina con tus manos hacia abajo, tratando de agarrar tus tobillos.
  • Empuja la pelvis hacia delante y mira hacia el techo.
  • Suelta suavemente la posición involucrando tu núcleo y llevando tu torso de vuelta a la posición inicial.
  1. Bhujangasana o postura de la cobra

La Bhujangasana o Postura de la Cobra no es sólo yoga para el flujo de energía; también fortalece los músculos de los hombros y la espalda.

Pasos de la Bhujangasana:

  • Túmbate boca abajo sobre una esterilla de yoga y coloca la frente en el suelo.
  • Lleva las manos al lado del pecho con los codos apuntando hacia arriba.
  • Inhala y levanta el torso del suelo apoyado en las manos.
  • Al exhalar, baja el cuerpo lentamente hasta el suelo y relájate.
  • Repite unas cuantas veces.

Puesto recomendado

  1. Setu Bandhasana o Postura del Puente

Setu Bandhasana, o postura del puente como su nombre indica, el cuerpo parece un puente en la postura final. Ayuda a fortalecer el núcleo y los músculos pélvicos.

Pasos de la Setu Bandhasana:

  • Túmbate en el suelo con las piernas dobladas y acerca los pies a las caderas lo máximo posible.
  • Engancha tu núcleo y levanta los muslos y las nalgas del suelo con el peso del cuerpo equilibrado sobre el cuello y los pies.
  • Levanta el ombligo lo más alto posible e intenta mantener la posición durante unos segundos.
  • Baja lentamente y descansa un rato.
  1. Utkatasana o postura de la silla

Utkatasana o postura de la silla es un gran yoga para la energía y la concentración. Estimula tus brazos, piernas y el diafragma del corazón. Tienes que sentarte en una silla imaginaria y concentrarte en mantener el equilibrio.

Pasos de Utkatasana:

postura de la silla

  • Póngase de pie con la columna vertebral recta y mire directamente. Trata de enfocar tu mirada y mirar directamente.
  • Levanta las manos al frente paralelas al suelo.
  • Dobla lentamente las rodillas como si estuvieras sentado en una silla y mantén la columna vertebral lo más recta posible.
  • Mantén la postura y la mirada.
  • Endereza lentamente las rodillas y relaja las manos.

Puesto recomendado

  1. Chakrasana o postura de la rueda

La Chakrasana o postura de la rueda es el mejor yoga para la energía y la resistencia. Además, es excelente para la salud intestinal y fortalece la columna vertebral. Sin embargo, entra en la categoría de asanas avanzadas, así que ten cuidado para evitar cualquier lesión.

Pasos de Chakrasana:

  • Túmbate en una esterilla de yoga y prepárate para la asana.
  • Dobla las rodillas y acerca los pies hasta tocar las nalgas.
  • Lleva las palmas de las manos delante de los hombros con las palmas hacia abajo.
  • Inhala y presiona los brazos y los pies en el suelo y levanta el cuerpo para formar una rueda.
  • Intenta elevar la pelvis todo lo que puedas y equilibrar tu peso sobre los brazos y las piernas.
  • Mantén la postura y baja lentamente las caderas hasta el suelo y relájate.
  1. Vriksasana o Postura del Árbol

La Vrisksasana o postura del árbol ayuda a mejorar el equilibrio del cuerpo y mejora la coordinación neuromuscular. También fortalece la columna vertebral y las piernas.

Pasos de la Vriksasana:

  • Párate derecho manteniendo los pies juntos y trata de encontrar tu equilibrio.
  • Coloca las dos palmas de las manos frente a tu pecho dobladas juntas en forma de Namaste.
  • Mientras inhalas, levanta los brazos rectos por encima de la cabeza y coloca el pie izquierdo sobre el muslo derecho. Equilibra tu cuerpo sobre la pierna derecha y trata de mantener la posición.
  • Baje lentamente la pierna izquierda y los brazos. Repite con la otra pierna.

Laura Raya

Laura Raya

☀️ Cordobesa, licenciada por la UCO en Periodismo y como Instructora de Yoga y Salud Personal, trabajando en Diario Córdoba apasionada por el yoga, la salud y la música. ¡Pon Yoga en tu vida! 🧘

Artículos Recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *